Embarazarse ya no es sólo cosa de mujeres

Tres británicos se someten al experimento de ‘quedarse en cinta’ durante un mes

LEER EN BLASTING NEWS

El embarazo ya no es exclusivamente para mujeresEl milagro de la vida es algo que biológicamente queda restringido únicamente a las mujeres. Sin embargo, eso no quita para que sean muchos los hombres a nivel mundial que tengan curiosidad al respecto o que valoren el esfuerzo femenino durante los 9 meses de embarazo. Tanto es así, que tres británicos han decidido probar la experiencia en homenaje a sus madres.

Jason Bramley, Steve Hanson y Jonny Biggins son tres amigos y socios de trabajo que sobrepasan los cuarenta años y que han decidido someterse a un experimento durante 30 días, llamado ‘Three Pregnant Dads’, que finalizará el próximo 15 de marzo, coincidiendo con el Día de la Madre en Reino Unido.

Así, cargando durante todo el día con sus trajes de tripa abultada y senos exuberantes, que pesan 15 kilos cada uno, tratarán de ponerse en la piel de una mujer embarazada, comprendiendo y acercándose a los sentimientos que ellas puedan tener, a veces de frustración porque el sobrepeso que conlleva la gestación se traduce en un mayor cansancio diario, como ya han comentado ellos mismos.

Cada uno cuenta su experiencia personal e individualmente a través de sus diarios online, que complementan con videos en los que se graba su día a día. Claro está, que nunca conseguirán ponerse en el papel de la mujer, ya que ni sufren cambios hormonales ni tienen que llevar la barriga puesta las 24 horas del día; pues obviamente se las quitan para ducharse o vestirse. Lujos que una madre no puede permitirse durante bastante más meses de lo que dura este experimento.

Tampoco pueden llegar a sentir lo que acontece tras la dulce espera, aunque veces no lo es tanto. Es decir, el parto. Las contracciones, los dolores y el momento de empujar, también es algo que ellos se ahorrarán. Y es una suerte porque viendo la reacción de los hombres que, en China, se sometieron a las descargas eléctricas de una máquina que simulaba los dolores del parto, seguramente no lo aguantarían.

Aunque sí que hay que reconocer que es un reto valiente por su parte, pues hacen su vida normal con los trajes a cuestas y bajo la atenta mirada de toda la gente con la que se cruzan. Pero no son los pioneros en este campo, pues ya en 2008 Thomas Beatie, un hombre transexual, se sometió a una inseminación artificial para poder tener a la primera de los tres hijos que tendría con su entonces pareja, que no podía concebir. Y no ha sido el único caso, aunque la pregunta es: ¿está la sociedad preparada para aceptar a un hombre embarazado?

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s